Los Sixers no logran vencer en Milwaukee

Por Miguel Ángel Martín, Columnista de Sixers.com

La baja de Joel Embiid en el partido que enfrentó a Milwaukee Bucks y Philadelphia 76ers, terminó siendo determinante para el partido que se disputó en Wisconsin. Finalmente fueron los Bucks quienes se llevaron el triunfo por 107-95, en un partido igualado en el primer tramo del encuentro, pero que se decantó por los locales a mediados del tercer cuarto.

Y es que en los primeros compases del encuentro, ambos equipos mantuvieron la igualdad en el marcador, hasta el punto de terminar el primer cuarto con tan solo dos puntos de ventaja para Philadelphia (28-30) y llegar el descanso con dos puntos favorables a Milwaukee (55-53).

En esos primeros compases del partido, los Sixers fueron quienes tuvieron las máximas ventajas, con ocho puntos por encima de los Bucks, pero fue en el 20-28, a falta de 2:32 para el final del primer cuarto. Un cuarto que terminaría con una pequeña reacción de los Bucks que dejaría la ventaja en tan solo dos puntos, cuando finalizaron los primeros doce minutos de juego.

Esa fue la única alegría en el marcador que tuvieron los visitantes en el partido, ya que tras el descanso, concretamente a mediados del tercer periodo, los Bucks impusieron su juego y controlaron el ritmo del partido y tomaron una ventaja en el marcador, que los Sixers no sabrían reducir.

Fue tras el 64-64 a falta de 6:05 para llegar al final del tercer periodo, cuando los Bucks empezaron a cimentar esa ventaja, que llegó a ser de de ocho puntos al término del tercer parcial (83-75) y que tuvo su punto más álgido a falta de 4:49 para el final del partido, cuando la ventaja se estabilizó definitivamente por encima de la decena de puntos (98-85).

De ahí al final, la ventaja de los Bucks no bajó, llegando a ser de 14 puntos para los locales en los compases finales del encuentro (cuando todo estaba decidido) y finalmente que quedó con 12 puntos, con el definitivo 107-95, con el que concluyó el encuentro.

Ante la ausencia de Joel Embiid, la responsabilidad de guiar al equipo, recayó sobre los hombros de Dario Saric y Ben Simmons.

El jugador croata de los Sixers, terminó siendo el máximo anotador del equipo, con 19 puntos anotados, gracias a un 7-18 en tiros de campo (0-8 en triples) y un 5-5 en tiros libres, a los que acompaño 9 rebotes (7 de ellos en defensa y 2 en ataque) y 2 asistencias.

Por su parte, el jugador australiano completó un partido con 16 puntos (7-10 en tiros de campo y 2-3 en tiros libres), además de lograr capturar 6 rebotes (todos ellos en defensa) y repartir 5 asistencias, además de lograr un robo de balón.

Otro jugador que logró alcanzar los dobles dígitos en anotación fue Robert Covington, que terminó el partido con 13 puntos (3-12 en tiros de campo y 1-8 en triples, además de terminar con un 6-6 en tiros libres), acumulando además 6 rebotes, un robo de balón y 2 asistencias.

Otros dos jugadores de los Sixers que lograron terminar con dobles en anotación fueron Richaun Holmes con 13 puntos (6-8 en tiros de campo), que además logró capturar 6 rebotes, y Justin Anderson con 10 puntos (4-7 en tiros de campo).

Destacar en el bando de los Bucks, que el gran líder fue una vez más el griego Giannis antetokounmpo, que terminó el encuentro con 31 puntos y un más que notable 10-22 en

tiros de campo y 10-10 en tiros libres, que le valieron para firmar otro excelente partido y guiar a los suyos a un triunfo que es importante para consolidar a los Bucks, como uno de los equipos que disputarán los playoffs al final de la temporada regular.

La siguiente cita para los Sixers será la visita que realizarán a Brooklyn, para verse las caras con los Nets y terminar los partidos que los Sixers habrían de disputar en este mes de enero. Un mes de enero que ha dado muchas alegrías a los Sixers, y que ha devuelto la esperanza en los playoffs, a todos los fans del equipo.

Hasta pronto desde España.

@Sixers_Espanol