Victoria frente a Bulls y quinto triple-doble para Simmons

Por Miguel Ángel Martín, Columnista de Sixers.com

Ben Simmons se convirtió en el gran protagonista del partido frente a Bulls, al lograr su quinto triple-doble de la temporada, en un partido en el que los Sixers homenajeaban la herencia australiana y en el que vencieron a Chicago por 115-101.

En esta ocasión no hubo reacción del rival y salvo en los primeros compases del partido, en el que los Sixers cedieron algo de su ventaja, obtenida en los primeros minutos del partido, en esta ocasión, los Sixers siempre mantuvieron ventajas que se mantuvieron por encima de la decena de puntos y que por momentos superaron la veintena de puntos.

En esta cómoda victoria, vimos como Ben Simmons no quiso pasar la oportunidad de ser el protagonista de una noche impregnada del espíritu australiano y ya en la primera mitad casi logra culminar la proeza del triple-doble.

En el primer cuarto, el jugador australiano ya capturó 11 rebotes y el doble-doble cayó a mediados del segundo periodo, terminando la primera parte con ocho asistencias, que hacían presagiar que el triple-doble estaba al caer. Y no tardó en llegar, una vez se reanudó el partido tras el descanso. Un par de acciones y tras asistir a Robert Covington para que anotase un triple, Ben Simmons logró su ansiado triple-doble, acercándose a la marca de Magic Johnson de triples-dobles en su temporada de rookie.

Al final, Simmons terminó el partido con 19 puntos anotados, gracias a un 6-15 en tiros de campo y 7-10 en tiros libres. Además de los 19 puntos anotados, también logró capturar 17 rebotes (14 en defensa y 3 en ataque) y repartir 14 asistencias, además de colocar 2 tapones. Un gran partido para la estrella de los Sixers, que logró guiar muy bien el ataque del equipo y que rubricó uno de sus mejores partidos de la temporada, en una noche tan especial para su país, que fue protagonista en el Sur de Philadelphia.

A pesar de ser Ben Simmons el auténtico protagonista del partido, lo cierto es que el máximo anotador del partido para los Sixers fue Joel Embiid, que en los 32 minutos que estuvo en el partido, logró anotar 22 puntos, y terminar el partido con un promedio de acierto en tiros de campo de 10-17, además de un 1-2 en triples y un 1-1 en tiros libres. Sumó además 5 rebotes y 3 asistencias, cediendo casi todo el protagonista a su compañero Simmons.

Otro jugador que logró superar la veintena de puntos fue el croata Dario Saric, que logró un 6-9 en tiros de campo, con un 4-5 en triples y 5-5 en tiros de campo, para terminar anotando un total de 21 puntos. Además capturó 10 rebotes y repartió 2 asistencias, por lo que también él sumó un nuevo doble-doble para su cuenta particular.

Robert Covington acabó el partido con grandes números también. Finalizó el partido con 16 puntos en su cuenta (6-9 en tiros de campo y 4-7 en triples), además de capturar 4 rebotes y repartir 5 asistencias. Por su parte Timothe Luwawu-Cabarrot (el otro titular de los Sixers en el partido), también logró terminar el encuentro con dobles dígitos en anotación (12 puntos con un 4-8 en tiros de campo y 4-7 en triples).

El jugador de banquillo que más destacó en esta ocasión fue Justin Anderson, que terminó el encuentro con 12 puntos y un 5-7 en tiros de campo. También destacaron los 6 puntos de Trevor Booker y los 3 puntos anotados por Amir Johnson.

De este modo, los Sixers han vuelto a la senda de la victoria y se mantienen firmes en los puestos que dan derecho a jugar los playoffs, al final de la temporada regular. La siguiente cita para Philadelphia será en el viernes en San Antonio, con los Spurs como rivales de un nuevo encuentro para los Sixers.

Hasta pronto desde España.

@Sixers_Espanol