Simmons lidera la remontada ante los Heat

Por Miguel Ángel Martín, Columnista de Sixers.com

Importante triunfo de Philadelphia ante Miami (104-102), que consolida a los Sixers en la séptima plaza del Este y deja a los chicos de Brett Brown con cinco victorias consecutivas e invictos en los partidos disputados en el Sur de Philadelphia, en lo que llevamos de 2018.

Una gran noticia, que viene acompañada de una remontada en la segunda parte, que permitió llegar al parón por el fin de Semana de las Estrellas, con un excelente ánimo, para afrontar la recta final de la temporada regular.

El partido no empezó con buenas noticias para los Sixers. Joel Embiid no tomaría parte del partido, por culpa de un dolor en su tobillo derecho. Una noticia que restaba opciones a los Sixers, de cara a ganar a un rival directo en la lucha por entrar en los playoffs.

Las cosas no mejoraron, una vez iniciado el partido. Un parcial de 20-29 en el primer cuarto y otro parcial de 19-33 en el segundo (ambos favorables a Miami), dejaba a los Heat con una ventaja al descanso de 23 puntos (39-62). Todo un mazazo para los fans de Philadelphia que habían acudido para ver a sus Sixers y el debut de Marco Belinelli.

Pero la segunda parte fue completamente distinta. Acostumbrados a ver como los rivales de los Sixers, nos recortan distancias en el marcador, sobre todo en las rectas finales de los partidos, en esta ocasión vivimos la otra versión.

Liderados por Dario Saric, Ben Simmons (que terminó con un triple-doble) y Marco Belinelli (muy acertado en su debut), los Sixers fueron recortando poco a poco la distancia en el marcador. Primero con un parcial favorable a Philadelphia de 34-19, en el tercer cuarto y después con un parcial de 31-21 en el último, que terminaría brindándonos la victoria final.

No sin antes vivir un final apretado y emocionante. Al descanso pocos podrían pensar que a falta de 5:15 para el final del partido, el marcador reflejaría un 92-90 para los Sixers. Pero así fue y los Heat ya no tomarían más ventajas en el marcador. La recta final fue vibrante, y el empuje y mejor saber hacer los hombres de Brett Brown, le dieron la victoria número 30 de la temporada, a Philadelphia.

A pesar de que ningún jugador de los Sixer superara la veintena de puntos, el esfuerzo de conjunto fue la clave para brindar la victoria a los fans que estuvieron viendo el partido en el Sur de Philadelphia.

El mejor de los Sixers fue Ben Simmons, que terminó el partido con un sensacional triple-doble, que viene a redondear aun más su excelente temporada. Terminó el partido con 18 puntos anotados (8-15 en tiros de campo y 2-5 en tiros libres), además de haber capturado 12 rebotes (4 ofensivos y 8 defensivos), y haber repartido 10 asistencias. Culminó su fantástica estadística con 4 robos de balón.

Aún así no fue el máximo anotador de los Sixers, en el partido. Dario Saric terminó el encuentro con 19 puntos anotados, gracias s un 5-12 en tiros de campo, 3-8 en triples y 6-6 en tiros libres. Además rozó el doble-doble, al capturar 8 rebotes y repartir 3 asistencias.

Otro jugador que estuvo soberbio, fue Marco Belinelli, que estuvo sensacional en su debut con los Sixers. Fue el mejor del banquillo de los Sixers con un total de 17 puntos anotados, en un 7-12 en tiros de campo y un 3-5 en triples.

También fue destacable la actuación de Richaun Holmes, que junto con Belinelli sostuvieron la actuación del banquillo de los Sixers en el partido. Terminó el partido con 11 puntos, con

un 4-7 en tiros de campo y 3-5 en tiros libres. Sumó además 9 rebotes (3 ofensivos y 6 defensivos), además de 2 asistencias, por lo que su actuación fue más que notable, rozando el doble-doble, al igual que Dario Saric.

Por último destacar los 9 puntos de Robert Covington (2-13 en tiros de campo y 1-8 en triples), que además capturó 7 rebotes, los 9 puntos de Trevor Booker (4-6 en tiros de campo), que además terminó el partido con 9 rebotes (5 rebotes ofensivos y 4 defensivos) , rozando él también el doble-doble, y los 5 puntos de Amir Johnson (2-2 en tiros de campo), con 4 rebotes y 3 asistencias.

De este modo termina este tramo de la temporada con un balance de 30-25 y con los Sixers en la séptima plaza del Este. Ahora llega el All-Star y después la recta final de la temporada, con los últimos 27 partidos que decidirán el destino de los Sixers en el 2018.

Hasta pronto desde España.

@Sixers_Espanol