MINNEAPOLIS, MN - APRIL 11: Nikola Jokic #15 of the Denver Nuggets grabs the rebound against the Minnesota Timberwolves on April 11, 2018 at Target Center in Minneapolis, Minnesota.
David Sherman/NBAE via Getty Images

Los Wolves superaron a los Nuggets en el tiempo suplementario, la temporada llega a su fin

by Christopher Dempsey
Nuggets Insider
@chrisadempsey

MINEÁPOLIS: Al final, el confeti cayó flotando desde el techo del Target Center, una señal que no presagiaba nada bueno. Los Nuggets hicieron lo posible para esquivarlo al irse, pero su significado era inevitable. La temporada se había terminado. La música resonaba para los fanáticos locales, quienes se quedaron después de que los Timberwolves superaron a los Nuggets 112-106 en el tiempo suplementario el miércoles por la noche.

Los Nuggets tuvieron que vivir con el resultado. Tuvieron su mejor temporada en cinco años, con 46-36 para mejorar su récord de hace un año por seis partidos, y ganando seis partidos consecutivos en la recta final para preparar la competencia en la que el ganador se lo lleva todo en Mineápolis. Sin embargo, la Conferencia Oeste es implacable. En cualquiera de estas últimas tres temporadas, 46 victorias hubieran bastado para avanzar a las eliminatorias. Pero no en esta, en la que diez equipos compitieron por clasificar y se posicionaron durante todo el trayecto hasta el día final.

"Pasar por eso y quedar corto es doloroso", dijo el entrenador de los Nuggets, Michael Malone, momentos más tarde. "Aún hay chicos abatidos en ese vestuario, pero estoy orgulloso de cada uno de ellos. Entregaron todo lo que tenían".

“Hubo mucha gente que perdió la fé en este equipo después de la derrota de Toronto. Los jugadores y los entrenadores siguieron creyendo y nos dimos una oportunidad. Hay mucho que decir sobre eso".

Aun así, la desilución persistió y puede que quede en la mente de los jugadores durante quién sabe cuánto tiempo. El haber presionado el partido final para obtener tiempo suplementario, pero no haber hecho suficientes jugadas al final, no desaparecerá con facilidad.

Sin embargo, tampoco lo hará la historia principal de la temporada.

Este era un equipo de baloncesto que mejoraba mientras transcurría la temporada. Era un equipo que mostraba abiertamiente sus sentimientos, que sobrevivió lesiones a sus mejores jugadores y que aun así ganó partidos. Los Nuggets comenzaron la temporada sin saber muy bien cómo terminar los partidos, pero en la racha ganadora de seis partidos que los situó en el umbral de las eliminatorias, jugar en aprietos los hizo mas fuertes. Con 31 victorias en el Pepsi Center, se convirtieron en uno de los mejores equipos locales en la NBA.

Jamal Murray pasó de ser un jugador en competencia por el lugar de armador inicial en la pretemporada, a uno indispensable al final de la temporada. Era uno de los jugadores que más mejoró en toda la liga.

Nikola Jokić, quien será parte de la creación de un equipo de los mejores de la NBA, se convirtió en el tipo de estrella que los Nuggets habían estado buscando. Estuvo excelente el miércoles por la noche, mostró sus mayores habilidades para encestar frente a los Timberwolves cuando los Nuggets necesitaban defenderse o seguir con el impulso. Tuvo 35 puntos en el lanzamiento de 14 de 26. Hizo los siete de sus lanzamientos en el tercer cuarto, en el que anotó 17 puntos.

Después de hacer un triple, la joven estrella de Minnesota, Karl-Anthony Towns, se dio vuelta con una mirada incrédula en su rostro y solo trotó de vuelta por la cancha. No había nada que pudiera hacer para detener a Jokić. El jugador estrella de los Nuggets agregó 10 rebotes.

Sin embargo, Jimmy Butler era de armas tomar. El líder de los Timberwolves terminó con 31 puntos y anotó 70 puntos combinados frente a los Nuggets en los últimos dos partidos en los que los enfrentó.

Las pérdidas de balón solo fueron uno de los problemas, ya que también hubo muchos errores de tiro. Los Nuggets solo habían tenido 15 pérdidas de balón, pero los Wolves las convirtieron en 23 puntos.

Y así sucesivamente.

Minnesota fue el vencedor. Avanzó a las eliminatorias por primera vez en 14 años, que fue la sequía más larga de eliminatorias en la NBA.

Sin embargo, la flecha de los Nuggets está apuntando hacia arriba. Esto ha quedado en evidencia en toda la temporada. El miércoles por la noche fue una oportunidad perdida. Pero el futuro sigue brillante.

"Tuvimos muchos aspectos positivos esta temporada", dijo el escolta Gary Harris. “Mejoramos mucho. Somos un equipo talentoso. Hemos tenido algunas experiencias de aprendizaje por los partidos que no debimos haber perdido, a principios de la temporada, y que volvieron para acecharnos. Y así son las cosas. Solo tendremos que descifrar cómo mejorar el próximo año para que no estemos en esta posición".

El pívot central Mason Plumlee dijo: "Nunca se sabe que pasará en cada temporada. Pero dimos un gran paso. Los chicos se esforzaron durante el año. Hubo aspectos positivos con seguridad"

Christopher Dempsey: christopher.dempsey@altitude.tv y @chrisadempsey en Twitter