Presentado Por

Lakers pierden ante Warriors, encuentran a Jemerrio Jones

by Rodrigo Azurmendi
Reportero en español

LOS ÁNGELES – Jemerrio Jones no iba a desperdiciar su chance.

El alero, que hace un año todavía jugaba baloncesto colegial en New Mexico State, tuvo su gran oportunidad el jueves por la noche ante Golden State, y demostró por qué llegó tan rápido a la NBA.

El partido tuvo poco para analizar desde lo colectivo, ya que los Warriors ganaron el primer cuarto por 39-12 y luego se dedicaron a administrar la renta el resto del camino. Sin embargo, Jones no se dejó amedrentar por el calibre de los jugadores que le tocó defender, y terminó el encuentro como la figura del equipo.

“Sacó provecho completo de la oportunidad”, opinó Luke Walton. “Jugamos contra los campeones y no estaba asustado. Lo pusimos sobre Klay (Thompson) y estuvo volando, dándonos posesiones extras, robos, rebotes”.

Jones también marcó un buen rato a Stephen Curry, quien terminó la noche 3/14 de cancha, con solo un triple en nueve intentos.

“Estaba listo para el reto”, aseguró. “Estaba dispuesto a hacerlo”.

Su ficha reflejó lo que es su juego hoy por hoy: cuatro puntos, siete rebotes (dos ofensivos), tres asistencias, y dos robos.

“Solo (hay que) traerlo todo, porque nunca sabes cuando es tu último”, agregó. “Hay que jugar como si fuera tu último, y seguir jugando. Para eso estoy acá, para jugar. Y me pagan por lo que hago, así que lo traigo todo”.

Jones tiró 2/7 de cancha y falló sus tres triples – una faceta que tiene identificada como la próxima a mejorar.

Y es que su arribo a la NBA ni siquiera estaba sus planes tan rápido.

“Mi momento iba a llegar”, explicó. “No esperaba que me llamaran este año. Dije, ‘denme dos años en la G League, y probablemente me llamaran el año que viene”.

Lo suyo es el rebote, el trabajo sucio, y el ímpetu. No es casualidad que tras su ingreso, al comenzar el segundo cuarto, los Lakers ganaron los 36 minutos finales por diferencia de 10 puntos. Y con él en cancha, los laguneros terminaron +23 en 27 minutos.

“Vino listo a fajarse, y fue uno de nuestros puntos brillantes esta noche”, concluyó Walton.

Los Lakers, con sus mejores cinco jugadores fuera por lesión, no pudieron hacerle demasiado frente al actual bicampeón. Sin embargo, lo hecho por Jones, además del esfuerzo de Alex Caruso y la producción de Johnathan Williams (17 puntos y 13 rebotes), dejó un puñado de razones para ser optimistas de cara al cierre de campaña.

Artículos Recientes

NEXT UP:

  • Facebook
  • Twitter