Presentado Por

Kobe Bryant habló en la previa a la ceremonia de retiro de sus camisetas.
(Harry How/Getty Images)

Kobe Bryant, el jugador que tenía un sueño y lo alcanzó

by Rodrigo Azurmendi
Reportero en español

EL SEGUNDO – “Un jugador que tenía un sueño, (que) trabajó cada día para que finalmente el sueño sea realidad”.

Así definió Kobe Bryant su legado tras 20 temporadas defendiendo la camiseta púrpura y dorada en las que ganó cinco títulos de la NBA y el amor eterno de una afición que tiene miembros en cada rincón del mundo.

En la misma sala de conferencias en la que se despidió del profesionalismo hace poco más de 20 meses, el ex escolta se explayó acerca de su vida pasada, dentro y fuera de las canchas de baloncesto.

Bryant lució cómodo y tranquilo, acompañado por sus seres queridos, que por primera vez incluyen a la niña Bianka, la nueva adición del clan. Su esposa Vanessa y sus hijas Natalia y Gianna lo acompañaron en la previa del juego ante los Golden State Warriors, y un gran número de ex compañeros también se hicieron presentes para celebrar su trayectoria.

“Esta noche estoy en paz”, aseguró.

A post shared by Los Angeles Lakers (@lakers) on

El oriundo de Philadelphia habló un poco sobre su nueva rutina – levantarse a las 4 a.m., hacer ejercicio, desayunar con su esposa y llevar a las niñas al colegio antes de ir a la oficina – y dejó en claro que no extraña la pelota naranja. Bryant dijo que encara su próxima etapa profesional con el mismo empeño y la misma pasión que en su carrera deportiva.

El énfasis estuvo el significado de su carrera, que según él es una historia de perseverancia y esfuerzo. De fijarse una meta y perseguirla contra viento y marea.

“Lo más importante para un legado es como afecta a la próxima generación”, dijo, recordando la inspiración que derivó de ver las camisetas retiradas de las leyendas que llegaron antes que él.

“Tienes que tener un sueño que sea más grande”, explicó. “Tienes que trabajar ese día para (lograr) ese sueño, y más importante que eso, vas a encontrarte a personas que no creen en tu sueño. Cada día te dirán que no es posible, que tu no lo harás realidad. Tu tienes que escucharlos, usarlo (como) motivación”.

Distendido, con una sonrisa fácil y bromeando con algunos de los reporteros veteranos, Bryant aventuró una respuesta a una de esas preguntas que todos ponderan.

¿8 o 24?

“Suelo gravitar hacia las cosas que son más difíciles de hacer”, confesó. “Físicamente fue realmente duro levantarme todos los días…enfrentarme a los Boston Celtics, tener un fragmento de hueso en mi pie en esa serie, un dedo roto…(sufriendo) en la segunda mitad de mi carrera. Fueron algunos de los pasajes de baloncesto más duros que pasé. Si me obligan a elegir, probablemente elegiría el 24 por eso”.

A post shared by Los Angeles Lakers (@lakers) on

Artículos Recientes