Denton: Un Desempeño Inolvidable


Por John Denton
Traducido por Adly Santiago
2 de enero del 2013

 

ORLANDO – Nikola Vucevic remató el canasto fallado de Josh McRoberts tratando de controlar el balón por el lado derecho del canasto hacia la izquierda. Entonces, mientras sostenía el balón por encima de los otros de la manera en la que un niño mucho más grande puede hacer en el patio de recreo con los niños más pequeños, Vucevic se quedó corto en un intento de bandeja mientras Dwyane Wade y Mike Miller le dieron un manotazo en sus brazos.

No hay que negar, Vucevic desvió el balón de nuevo con su mano izquierda, y esta vez el intento al canasto entró, terminando la jugada parecida a una jugada de voleibol, la cual incluyó cuatro rebotes, tanto para el Orlando Magic como para el Heat de Miami.

Ese momento en la derrota del Magic en tiempo extra 112-110 contra el Heat el lunes simbolizó el esfuerzo con el que juega Orlando y el enorme potencial que el centro de 7-pies y 240 libras, Vucevic, posee. Ese esfuerzo impulsó al centro de 22 años de edad, a conseguir 29 rebotes, lo que le permitió romper la marca de franquicia de 19 años de Shaquille O'Neal de rebotes agarrados en un partido con 28.

Durante el partido del lunes, los compañeros de Vucevic lo mantenían informado de la cantidad de rebotes que él tenía y no dejaban de incitarlo para que tratara de conseguir 30 rebotes. Terminó el día con un récord de franquicia, pero él estaba más molesto de que Orlando no tuvo la victoria. Vio algunas áreas en las que Orlando puede mejorar, comenzando la noche del miércoles cuando el Magic (12-19) recibirá a los Bulls de Chicago (16-13) en el Amway Center.

“Salimos agresivos y jugamos duro y demostró que si jugamos así tenemos una oportunidad de vencer a todo el mundo (en la NBA)”, dijo Vucevic minutos después de su desempeño que rompió récord. “Casi vencimos al Heat de Miami sin algunos de nuestros jugadores realmente importantes. Estuvimos cerca. Y si jugamos así de duro todo el tiempo tenemos una oportunidad contra cualquiera en esta liga”.

Treinta y un partidos en esta temporada, Vucevic ha demostrado que tiene la oportunidad de ser pronto uno de los mejores centros de la NBA. Al marcar un récord personal de 20 puntos el lunes, junto con los asombrosos 29 rebotes, Vucevic ahora está promediando el doble-doble (10.8 puntos por partido y 10.5 rebotes) que soñó durante la pretemporada que iba a ser posible.

Vucevic, quien ocupa el séptimo lugar en la NBA en rebotes, es uno de sólo 11 jugadores en la NBA promediando doble dígitos en anotaciones y rebotes. La lista también incluye a Dwight Howard, el jugador franquicia que el Magic canjeó en agosto. Vucevic fue parte de ese acuerdo, llegando a Orlando a través de Filadelfia, pero pasado por alto por muchos que no estaban al tanto de sus antecedentes y nivel de habilidad. Vucevic sabía que estaba siguiendo los pasos de Howard, pero él trató de olvidarse de la presión de estar a la altura de lo que el centro estrella había logrado en Orlando en los ocho años anteriores.

“Yo no voy a reemplazar a Dwight. Él es el mejor hombre grande en la NBA”, dijo Vucevic. “Yo sabía que no podía entrar y reemplazarlo. Solamente tenía que tratar y jugar mi juego”.

El juego de Vucevic ha sido uno que está activo en el cristal, sólidos tiros al canasto de media gama y mejorando constantemente la defensiva y terminando jugadas alrededor del aro. Ha liderado al equipo en rebotes en 21 ocasiones, de las cuales 18 han sido esfuerzos de dobles dígitos. A principios de diciembre, tuvo una racha de seis partidos consecutivos con al menos 11 rebotes, pero luego una mini-racha estimuló recientemente una conversación de corazón a corazón con el técnico Jacque Vaughn.

“Hablamos de cómo la liga es tan mentalmente agotadora como lo es física y si puedes convencerte mentalmente a veces se puedes lograrlo físicamente. Ese es el crecimiento que he visto (contra el Heat)”, dijo Vaughn. “La fortaleza mental que mostró, estoy muy orgulloso de Nik. En mi corta carrera como entrenador, ha habido algunos momentos gratificantes y verlo jugar así y responder de esa manera, fue bastante satisfactorio.”

Tan sólido y consistente como Vucevic ha estado en las tablas, nadie pudo haber visto un esfuerzo tan dominante como el que tuvo el lunes contra el Heat. Vucevic tuvo 11 rebotes en el segundo parcial mientras el Magic hizo un esfuerzo para volver al juego. Él superó su récord anterior de 17 a principios del tercer parcial y su 20º rebote llegó justo antes del inicio del último parcial. La jugada de cuatro rebotes que terminó en un canasto llegó a principios del cuarto parcial y terminó el partido con 27 tableros. Empató el récord con el Magic arriba 106-105 y su rebote final le dio la posesión al Magic y la oportunidad de ganar el juego. Orlando finalmente perdió el balón, pero los jugadores y entrenadores de ambos bandos quedaron entusiasmados con el trabajo de Vucevic ese día.

Dijo Chris Bosh de Miami: “El es un tipo grande. Él ha estado rebotando la pelota bastante bien. El movimiento de la pelota era bueno y estaba bastante abierto en la ofensiva. Estaba consiguiendo remates y una vez que entras en ritmo, consigues algunos más fáciles y empiezan a llegar hacia ti. Hizo un buen trabajo”.

Y luego esto del entrenador de Miami, Erik Spoelstra: “El tuvo una gran noche. Es un tipo físico, pero es hábil al mismo tiempo. Ese equipo tiene un futuro brillante.” El futuro inmediato para Vucevic es ayudar al Magic a romper una racha de seis derrotas contra la defensa física de Chicago con Joakim Noah, Carlos Boozer, Taj Gibson y Luol Deng. Pero el futuro a largo plazo para Vucevic incluye una temporada baja de trabajo en el gimnasio para que pueda llegar a ser incluso más físico en el poste bajo y convertirse en un mejor jugador.

“Quiero añadir músculo en la temporada baja, pero he hablado con el entrenador (Joe Rogowski) acerca de que no ponerme pesado y más lento”, dijo Vucevic. “Quiero mantener mi habilidad de tener tamaño y aún así ser capaz de moverme. Quiero ser más fuerte y más explosivo y no sólo concentrarme en añadir músculo y peso. Creo que me va a hacer aún mejor el año que viene porque aún soy un muchacho joven.”

Nota: El contenido de esta página no ha sido revisado o aprobado por el Orlando Magic. Todas las opiniones expresadas por John Denton son suyas y no reflejan las opiniones del Orlando Magic o de su personal de Operaciones de Baloncesto, socios o patrocinadores. Sus Fuentes de información no son conocidas por el Magic y no tiene ningún acceso especial a información más allá del acceso y los privilegios que van junto con ser un miembro acreditado de los medios de comunicación por la NBA.




Sigue el Twitter oficial del Orlando Magic en español aquí