Denton: Oladipo Descartó Todas las Dudas

   

Tal vez, sólo tal vez, el pasado de Oladipo jugando baloncesto lo ayudará en la transición que está viviendo ahora como un novato en la NBA. Un jugador estrella en la posición de escolta en la Universidad de Indiana, Oladipo está tratando de hacer la difícil transición a la posición de armador al nivel de la NBA. Y cualquier período de gracia que tenía a principios de la temporada podría ser nulo ahora que el armador veterano Jameer Nelson está con un pie torcido. Esa lesión elevó a Oladipo a la posición de armador titular - una que todavía está tratando de aprender mientras está en cancha durante la temporada de maratón de la NBA.

Con el Magic (6-10), está rodeado de apoyo y la comprensión de que pueden haber algunos problemas en el crecimiento a lo largo del camino. Todos creen en sus habilidades, en su ética de trabajo y en su hambre de ser el mejor jugador que pueda ser.

“La razón por la que he comentado que él es capaz de superarse en un juego en el que consideraría su desempeño insatisfactorio y por lo que no tengo dudas de que va a tener la confianza, se trata de eso (su espíritu), dijo el entrenador del Magic Jacque Vaughn. “El es capaz de empujarse a sí mismo. Tener a muchachos como él, quienes pueden empujarse a sí mismos, es enorme para un equipo. ... Le estamos dando más responsabilidades a él ahora, y él es lo suficientemente inteligente como para recibir información y ser capaz de procesarla. Así que el ser capaz de desafiarlo con más está bien”.

En sus días de escuela secundaria y universidad, Oladipo se enfrentaría a desafíos con mucho trabajo y sudor. En Indiana, el técnico Tom Crean dijo que en ocasiones a altas horas de la noche, cuando él salía de su oficina veía a Oladipo sólo en el gimnasio practicando. Y Oladipo hizo todo lo posible para asegurarse de que tenía un lugar en su equipo de escuela secundaria en DeMatha Catholic, manejando por una hora con su padre, Chris, y hermanas, Kristine, Kendra y Victoria, para practicar antes y después de la escuela.

“Un niño creciendo en esa edad no debe actuar de la manera que yo actuaba”, dijo Oladipo con una carcajada. “Sólo quería jugar al baloncesto y quería ser muy bueno en eso. Yo quería ser capaz de jugar al nivel (de la NBA), en el que estoy ahora. Si eso significaba tener que levantarse a las cuatro de la mañana para salir de la casa a las 5 para llegar a un entrenamiento a las seis, así sería. Pero el crédito a mis hermanas y a mi papá por despertarse conmigo también. Ellos no tenían que hacerlo, pero lo hicieron. Yo sólo lo quería, quería jugar y quería mejorar. Así que si eso significaba que tenía que hacer cosas locas, entonces las haría”.

CLIC AQUÍ PARA LA PRÓXIMA PÁGINA>>>