Denton: Hedo Turkoglu Acepta la Realidad de que Su Tiempo con el Magic Puede Haber Terminado

Por John Denton
Traducido por Adly Santiago

ORLANDO – Hedo Turkoglu es realista y sabe que debido a su edad y al movimiento juvenil del Orlando Magic que podría haber ya jugado su último partido con la franquicia donde él disfrutó de su mayor éxito.

Pero Turkoglu también es un soñador, y en ocasiones puede cerrar los ojos y recordar cuando él ayudó a llevar al Magic a lo más alto que han estado en la historia de la franquicia. Sus mejores años coincidieron con la increíble carrera de Orlando a las Finales de la NBA en 2009, y esos recuerdos nunca están lejos de la superficie de Turkoglu.

Así que Turkoglu está contento al saber que, independientemente de lo que le ocurra a su destino en los próximos meses, siempre tendrá buenos recuerdos de todo lo que él y el Magic han logrado juntos en los últimos años.

“Estoy feliz de que llegué a ser parte de algunos de los grandes momentos aquí en Orlando y nadie puede cambiar la historia”, dijo Turkoglu recientemente. “Esos momentos siempre estarán ahí para mí, y yo siempre me considero un tipo con suerte.”

Es bueno recordar los momentos más felices teniendo en cuenta la mala temporada que acaba de concluir para Turkoglu. Después de presentarse al campamento de entrenamiento delgado y en buena forma y progresando en la pretemporada, Turkoglu se rompió un hueso en la parte externa de la mano izquierda en la victoria de apertura de la temporada regular contra Denver. Después de perderse ocho semanas de acción debido a la lesión, Turkoglu tuvo muchas dificultades para recuperar su tiro y su desempeño en la cancha mientras jugaba con una mano vendada.

Luego, las cosas sólo procedieron a empeorar a medida que fue golpeado con una suspensión de 20 partidos por la NBA por violar la política de sustancias prohibidas de la liga. Turkoglu afirmó que tomó lo que él pensaba que era un suplemento el verano pasado mientras estaba de regreso en su Turquía natal para superar una lesión y sin saberlo, violó las reglas de la NBA. A partir de ahí, nunca volvió a jugar esta temporada, ya que el Magic se fue con sus jugadores jóvenes en la recta final. Fue, en las palabras del propio Turkoglu, “una temporada vacía.” Y lo más importante, fue posiblemente un final triste para un jugador que es sin duda fue uno de los 10 jugadores más importantes en los 24 años de historia del Magic.

A Turkoglu le queda un año más de contrato, pero es sólo parcialmente garantizado y el Magic podría buscar un intercambio o compra. Él comprende totalmente que el Magic está en una transición mientras reconstruyen la fundación del equipo en torno a un núcleo joven y prometedor con Nikola Vucevic, Tobias Harris, Maurice Harkless, Andrew Nicholson y otros. Los días de Dwight Howard, Rashard Lewis, Jameer Nelson y Turkoglu - un cuarteto temible que hizo al Magic grande hace apenas cuatro temporadas - se ha ido. Y Turkoglu puede enfrentarse a la realidad de la situación de reorganización en Orlando.

“Siempre me sentí cómodo en Orlando y esa siempre será la ciudad en la que quiero vivir cuando deje de jugar. Es mi hogar, pero esto es una situación nueva y de reconstrucción”, dijo Turkoglu. “Si quieren mi liderazgo me encantaría estar aquí. Si no es así, entiendo totalmente la situación y la industria de deportes. Sólo tengo que esperar todo el verano y ver lo que sucede y hacer lo que es mejor para mí”.

Independientemente de si regresa Turkoglu o no, su lugar en la historia del Magic mientras la franquicia entra en su 25ª temporada de aniversario debe estar seguro. Ni siquiera una mala temporada del 2012-13 - una en la que casi promedió su marcas personales más bajas en su carrera en puntos (2.9), rebotes (2.4) y asistencias (2.1) – se puede deshacer de todos los buenos momentos que tuvo en sus anteriores siete temporadas con el Magic.

Turkoglu, quien firmó un contrato como agente libre con Orlando en 2004, se ubica entre los primeros 10 jugadores de todos los tiempos en la historia del Magic en 12 grandes categorías estadísticas. Está en tercera posición en la cantidad de minutos jugados entre los jugadores del Magic (16,234) y es sexto en partidos jugados (497) en un uniforme del Magic. Las otras estadísticas destacan su impresionante versatilidad ya que ocupa el tercer lugar en triples anotados (794), quinto en anotación (7,198), quinto en rebotes (2,221), sexto en asistencias (1,927), sexto en tiros libres (1,402) y noveno en robos del balón (425).

Turkoglu, el primer jugador de origen turco en la NBA, fue un jugador sólido en sus primeros tres años en Orlando, pero su carrera se fue a otro nivel, bajo el liderazgo de Stan Van Gundy - el primer técnico en poner el balón en las manos del jugador de 6 pies-10 y confiar en él para que hiciera jugadas. En 2007-08, Turkoglu promedió altos de su carrera en puntos (19.5), rebotes (5.7) y asistencias (5.0) y se convirtió en el primer jugador en la historia de la franquicia en ganar la Conferencia del Este jugador de la concesión semana en semanas consecutivas. Su enorme desarrollo bajo Van Gundy le permitió a Turkoglu ganar el premio como Jugador de Mayor Progreso de la NBA en el 2008.

Siguió esa temporada con otro buen desempeño en el 2008-09, ayudando al Magic a ganar 59 partidos de temporada regular. Pero el mejor trabajo de Turkoglu llegó en los playoffs - en especial en el Juego 7 en Boston cuando el alero sin duda llevó a cabo la mejor actuación de su carrera. Él azotó a los Celtics logrando anotar 25 puntos y repartiendo 12 asistencias - muchas de ellas dando lugar a los 13 triples que el Magic consiguió ese día - al Orlando conseguir la victoria 101-82 en Boston.

Fue igual de bueno en el Juego 1 de las Finales de la Conferencia Este, cuando logró anotar 15 puntos y repartir 14 asistencias contra Cleveland y LeBron James para otra victoria del Magic. El Magic perdió ante los Lakers en cinco partidos en las Finales de la NBA del 2009, y Turkoglu se fue a Toronto durante ese verano, cuando recibió una oferta como agente libre de $50 millones. No fue exitoso con los Raptors (donde trataron extraordinariamente de ponerlo a jugar lejos del balón) y no tuvo mucho impacto en Phoenix, antes de que el ex gerente general del Magic Otis Smith lo volviera a unir a sus raíces con el Magic.

La segunda oportunidad de Turkolgu en Orlando no ha sido tan exitosa debido a que su edad y las lesiones han limitado su eficacia. Pero él no permite que eso lo hagan olvidar todos los buenos momentos que tuvo en Orlando. Y se apresura en señalar que él está agradecido de tantas personas en la organización del Magic que creyeron en él a lo largo del camino.

“Me siento un hombre afortunado de haberme puesto en una buena situación, en Orlando. El Sr. (Rich) DeVos, el (ex gerente general) Otis (Smith) y el (ex entrenador) Stan Van Gundy y hasta el (ex entrenador) Brian Hill, esos muchachos me ayudaron a ponerme en la situación en la que estuve con el Magic”, dijo Turkoglu con nostalgia. “Ellos me permitieron llegar a la grandeza y esta franquicia, también.

“Hubo un montón de personas aquí que ayudaron a ponerme en una posición para tener éxito como individual y como parte de esta gran franquicia”, continuó. “Espero llegar a tener más de esos momentos aquí, pero entiendo que los tiempos pasan, las cosas suceden y es necesario que hayan cambios. Vamos a ver qué pasa, pero yo siempre valoro mi tiempo en Orlando”.

A los 32 años y 13 temporadas en la NBA, Turkoglu sabe que está en el ocaso de su carrera en la NBA. Ahora el padre de dos niñas, está contento con su legado en el baloncesto profesional y no puede esperar para contarles algún día acerca de su destreza como jugador del Magic. Pero también tiene la esperanza de que su carrera en la NBA no ha terminado y ha prometido tratar de seguir jugando la próxima temporada, independientemente de cómo de desarrolle su futuro con el Magic.

“Veo (la temporada pasada), más o menos como una temporada vacía ya que sólo jugué (11) partidos. Esta es la menor cantidad de juegos que he jugado en mi carrera como profesional - incluso cuando yo estaba en el extranjero”, dijo Turkoglu, alzando la voz con disgusto. “Pero gracias a Dios que estoy más allá de la situación de lesiones y tengo un buen verano por delante para prepararme de nuevo. Voy a cruzar los dedos y rezar a Dios para que este tipo de lesiones no me ocurran de nuevo. Creo en mí y yo soy un tipo competitivo. Espero que cuando llegue el momento esté listo para competir de nuevo”.

Y a pesar de lo que el futuro le depara a Turkoglu, él siempre tendrá sus recuerdos con el Magic.

MÁS ARTÍCULOS: Maurice Harkless | Tobias Harris | DeQuan Jones | Kyle O'Quinn

Nota: El contenido de esta página no ha sido revisado o aprobado por el Orlando Magic. Todas las opiniones expresadas por John Denton son suyas y no reflejan las opiniones del Orlando Magic o de su personal de Operaciones de Baloncesto, socios o patrocinadores. Sus Fuentes de información no son conocidas por el Magic y no tiene ningún acceso especial a información más allá del acceso y los privilegios que van junto con ser un miembro acreditado de los medios de comunicación por la NBA.




Sigue el Twitter oficial del Orlando Magic en español aquí