Denton: Harris Encuentra Inspiración de su Padre; Prospera en Ciudad Nueva

Por John Denton
Traducido por Adly Santiago
28 de febrero del 2013

ORLANDO – Incluso ahora, a los 20 años de edad, y siendo un jugador de segundo año de la NBA, Tobias Harris puede cerrar los ojos y escuchar la voz de su padre, Torrel Harris, quien a menudo lo impulsó con tanta fuerza como un jugador joven quien habitualmente contempló renunciar al baloncesto.

Incluso con Harris firmemente arraigado en la NBA, la voz de su padre nunca está lejos ya que los dos hablan después de cada partido de la NBA. Torrel jugó a nivel universitario en Duquesne, más tarde trabajó como un agente representando al jugador del Salón de la Fama George Gervin y desde entonces ha vertido su vida a ayudar a su hijo a convertirse en un éxito en la NBA.

En estos días, Harris puede reírse del largo y sinuoso camino en el que ha estado para llegar a la NBA. Y su padre ha estado allí casi literalmente en cada paso del camino, ayudando a su hijo alcanzar sus sueños de jugar al baloncesto profesional.

“Fue muy duro. Yo solía decirle a todo el mundo que probablemente dejaría el baloncesto en cien ocasiones cuando era niño debido a lo difícil que me ponía a trabajar, pero todo valió la pena”, recordó Harris. “Es por eso que mi papá está tan emocionado que estoy en la posición que estoy ahora. Todo el trabajo duro valió la pena para yo lograr estar en la NBA, pero no se detiene allí.”

Cuando se enteró de que había sido canjeado al Orlando Magic el pasado jueves, junto con el armador Doron Lamb y Beno Udrih, Harris primero llamó a su padre para contarle la noticia. Los dos compartieron emociones ya que el canje a Orlando significaba un nuevo comienzo para él y una oportunidad para obtener tiempo de juego más consistente con el Magic.

Harris no ha perdido tiempo en aprovechar su oportunidad en Orlando, en dos ocasiones liderando al equipo en anotaciones en sus tres partidos con el Magic hasta ahora. Él anotó 16 puntos en la victoria del martes en Filadelfia y fue el único punto brillante en la derrota del miércoles frente a Sacramento con 23 puntos. Aunque parezca increíble, ha logrado anotar 21 de 31 intentos al canasto hasta ahora atacando implacablemente el canasto.

Harris de 6 pies-8 pulgadas, 226-libras, dijo que mientras inicialmente él se sorprendió por la noticia de que había sido cambiado de los Bucks de Milwaukee para el Magic, que no podía estar más feliz de estar en Orlando. Y, por supuesto, su padre estaba allí para afirmarle los aspectos positivos de ser canjeado a un equipo del Magic que se está construyendo en torno a jugadores jóvenes prometedores.

“Cuando (Torrel) escuchó la noticia de que venía a Orlando él estaba muy emocionado porque conoce este negocio. Sabía la oportunidad que tenía aquí y lo que estaba en juego para mí”, dijo Harris. “Él todavía juega un papel importante en mi vida. Es como mi segundo agente. Él siempre me mantiene al tanto y con los pies en la tierra. No es mi primer (agente). Podría pensar que es, pero no lo es.”

Para Harris, esta incursión en la NBA es claramente un asunto de familia. Mientras que su padre tiene un papel activo en su desempeño en la cancha, su madre a menudo se encarga de sus funciones fuera de la cancha. Harris ya se ha acercado al Magic acerca de tener a su madre ayudándole a coordinar sus presentaciones en la comunidad de la Florida Central mientras representa al Magic.

En Milwaukee, Harris fue uno de los jugadores de los Bucks más activos en la comunidad. Hizo apariciones en el Boys and Girls Club, firmó autógrafos para los fans en una aparición en una tienda de comestibles y se reunió con los jóvenes “Super Readers” en una biblioteca local. Ese es el tipo de trabajo que Harris dijo que espera seguir haciéndolo en Orlando durante los próximos años.

El técnico del Magic, Jacque Vaughn se ha convertido en un gran fan de Harris debido a su versatilidad y su deseo de entrar en juegos con una naturaleza agresiva. Debido a su rara combinación de tamaño y velocidad lateral, Harris puede jugar tanto de alero como de ala-pívot.

“Tobias nos da la capacidad para defender múltiples posiciones y crear desajustes en el otro extremo”, dijo Vaughn. “Ya hemos visto con frecuencia la capacidad de Tobías para agarrar rebotes y ha mostrado la capacidad de empujar el balón hasta la pintura. Esto nos permite aumentar nuestro ritmo, lo cual es bueno para nosotros”.

El éxito de Harris en Orlando en última instancia podría definirse en como juega junto al prometedor alero Maurice Harkless. Su longitud y versatilidad permiten que el Magic juegue el tipo de juego fluido que a Vaughn le gusta, donde las líneas tradicionales de posiciones están borrosas. Ya el dúo ha construido algo de química, ya que se conocen desde hace años - con Harkless siendo de Queens, Nueva York, y Harris que creció en Long Island, en Nueva York.

“Tobias fue siempre muy trabajador y siempre estaba en el gimnasio,” recordaba Harkless de Harris. “Hemos entrenado con los mismos instructores y cada vez que estaba en el gimnasio, lo veía allí. Es un chico muy trabajador y no puedo esperar a trabajar con él más aquí”.

Harris agregó: “Yo conocía (Harkless) alrededor del 10º grado. Cuando se estaba desarrollando estaba bajo el radar y en su último año (de secundaria) todavía estaba bajo el radar. Estaba en la posición 100 y pico (a nivel nacional), pero siempre supe que Mo iba a ser bueno. En St. John’s, explotó ese año y él es un gran jugador en el Magic ahora,” dijo Harris quien ha modelado su juego después de un par de grandes jugadores - Gervin y Carmelo Anthony, quien casualmente también es el jugador favorito de Harkless.

Mientras entrenaba cuando era un niño con su padre, Gervin le daba consejos a Tobias. Los dos trabajaron juntos después de su única temporada en Tennessee y antes del Draft de la NBA cuando los Bucks lo convirtieron en la 16ª selección del Draft del 2011. Y es Anthony con quien Harris se compara por su habilidad para jugar varias posiciones y mantener la presión sobre la defensa con su naturaleza de atacar.

“Veo a un tipo como Carmelo Anthony con el tamaño y las habilidades que él tiene y trato de imitar mi juego un poco a de él”, dijo Harris. “Sólo quiero tratar de mejorar mi juego. Sólo llegas a ser tan bueno como trabajas. No vas a ser el próximo alguien (a menos que trabajes).”

En cuanto al número de su camiseta con el Magic, Harris escogió el No. 12 - el mismo número usado las últimas ocho temporadas por Dwight Howard. Mientras que a Howard se le conoce como “D-12” en Orlando, algunos fanáticos del Magic ya han empezado a llamar a Harris, “T-12”. Pero en realidad, Harris dijo que la elección del Nº 12, no tenía nada en absoluto con tratar de llenar los enormes zapatos de Howard.

Ha llevado el Nº 12 en su camiseta desde su último año de escuela secundaria en honor a su compañero de equipo AAU y amigo cercano, Morgan Childs, quien murió de una enfermedad rara en la sangre. Harris usó el número 12 en Tennessee, pero no pudo hacerlo como novato en Milwaukee porque Luc Richard Mbah a Moute ya tenía el número. Cuando él fue canjeado a Orlando, solicitó el Nº 12 y no lo pensó dos veces sólo porque Howard había llevado el número anteriormente. Eso, en sí mismo, dice una cosa o dos acerca de las fuertes creencias que Harris tiene.

“Sé que era el número de Dwight Howard, pero ese es el número que elegí”, dijo Harris desvergonzadamente. “Sé que hay muchas expectativas con ese número y estoy contento de asumir esas expectativas”.

En cuanto a su padre, Harris dijo que ha recibido buenos comentarios de su padre hasta el momento sobre su juego en Orlando. Los dos hablaban a menudo en Milwaukee cuando no estaba jugando y su padre le convenció para seguir trabajando y que su memento con el tiempo llegaría. Esa oportunidad ha llegado ahora en Orlando, y Harris está ansioso de tomar ventaja de ella. “Mi papá está muy feliz de verme ahí jugando de nuevo”, dijo Harris. “Mi padre ha quedado impresionado por la afición que tenemos aquí en Orlando y cómo toda la organización está dirigida en primera clase. ... Yo estaba bastante descontento en Milwaukee, pero mi papá siempre me dijo que en estos momentos no me estaban pagando para jugar, pero sí me estaban pagando para estar listo para jugar. Eso es lo que me gusta hacer y seguí trabajando y mejorando. Ahora, esta oportunidad ha llegado en Orlando y estoy jugando y el tiempo que pasé manteniéndome listo está dando sus frutos para mí.”

Nota: El contenido de esta página no ha sido revisado o aprobado por el Orlando Magic. Todas las opiniones expresadas por John Denton son suyas y no reflejan las opiniones del Orlando Magic o de su personal de Operaciones de Baloncesto, socios o patrocinadores. Sus Fuentes de información no son conocidas por el Magic y no tiene ningún acceso especial a información más allá del acceso y los privilegios que van junto con ser un miembro acreditado de los medios de comunicación por la NBA.




Sigue el Twitter oficial del Orlando Magic en español aquí