Heat y Thunder ya están en semifinales; Spurs se salvan con un triple milagroso

No le faltó de nuevo suspenso y drama a la jornada de cuartos de final de la NBA en la que los Heat de Miami y los Thunder de Oklahoma City cumplieron con los pronósticos para conseguir el pase a las semifinales en sus respectivas Conferencias del Este y el Oeste.

Mientras que los Spurs de San Antonio hicieron el más difícil todavía con su triunfo en la prórroga del quinto partido de la serie ante los Grizzlies de Memphis después de haberse salvado de la eliminación en el tiempo reglamentario de no haber anotado un triple milagroso en la última décima de segundo.

Hubo lucha e igualdad hasta los segundos finales del partido, pero los Heat se impusieron por 97-91 a los Sixers de Filadelfia en el quinto de la serie que ganaron por 4-1 al mejor de siete.

Los nuevos "Beach Boys" de los Heat hicieron posible que el equipo de Miami volviese a las semifinales por primera vez desde 2006 cuando ganaron el único título de liga que tienen en su poder.

Sus rivales ya les están esperando y serán los Celtics de Boston, que ganaron por barrida de 4-0 a los Knicks de Nueva York y llevan desde el fin de semana descansando.

El duelo entre los Heat, que tienen la ventaja de campo, comenzará a partir del próximo domingo en el American Airlines Arena de Miami.

El escolta Dwyane Wade fue la figura del partido para los Heat al conseguir un doble-doble de 26 puntos, incluidos tres en los últimos nueve segundos para asegurar la victoria, 11 rebotes y siete asistencias.

Mientras que el ala-pívot Chris Bosh mostró su talento al conseguir un doble-doble de 22 tantos y 11 rebotes.

El alero LeBron James, que le acompañó para unirse a Wade en la formación de los nuevos "Big Three", también respondió con un doble-doble de 16 puntos, 10 rebotes y ocho asistencias.

El escolta-alero Andre Iguodala y el ala-pívot Elton Brand aportaron 22 puntos cada uno para los Sixers, que también tuvieron la ayuda del alero reserva Thaddeus Young al anotar 13 tantos.

El alero Kevin Durant confirmó su condición de estrella y líder al aportar 41 puntos para que los Thunder venciesen por 100-97 a los Nuggets de Denver en el quinto partido, que al igual que los Heat ganaron por 4-1 al mejor de siete para ser el primer equipo que consigue el pase a las semifinales en la Conferencia Oeste.

Su rival será precisamente el ganador de la serie que disputan los Spurs contra los Grizzlies, que tienen ventaja de 3-2.

Durant, que empató su mejor marca en la competición de la fase final, anotó los últimos nueve puntos de los Thunder para que pudiesen remontar una desventaja también de nueve tantos (82-91) que tenían a falta de cuatro minutos y 15 segundos para el final del partido tras conseguir los Nuggets una racha de 8-2.

El alero estrella de los Thunder se cargó al equipo sobre sus hombros e hizo posible que clasificasen para las semifinales por primera vez desde la temporada de 2005, cuando tenían la sede en Seattle y el nombre de los SuperSonics.

Durant, que anotó 14 de 27 tiros de campo, incluidos dos triples en 10 intentos, y 11 de 12 desde la línea de personal, capturó cinco rebotes y repartió dos asistencias.

El base Russell Westbrook aportó 14 puntos, mientras que el escolta reserva James Harden logró 12 y el pívot Kendrick Perkins anotó 11 con nueve rebotes capturados para ser los cuatro jugadores de los Thunder que tuvieron dobles dígitos, pero como equipo se quedaron con sólo el 37 por ciento de acierto en los tiros de campo, frente al 46 de los Nuggets.

Sin embargo, los Thunder anotaron 34 puntos de 42 tiros de personal, por 17 de 21 de los Nuggets, que tampoco dominaron el juego bajo los aros, donde el equipo de Oklahoma City fueron los reyes con 51 rebotes por tan sólo 38 de la franquicia de Denver.

Junto a Perkins, el escolta-alero suizo Thabo Sefolosha y el ala-pívot congoleño Serge Ibaka capturaron ocho rebotes cada uno, con nueve tapones para el jugador africano.

El escolta Arron Afflalo con 15 puntos encabezó una lista de cinco jugadores que consiguieron dobles dígitos, incluido el veterano ala-pívot Kenyon Martin que logró 14 tantos, 10 rebotes, dos asistencias y dos recuperaciones de balón para ser el más completo del equipo, pero no pudieron superar el factor "Durant".

Una décima de segundo fue lo que les faltó a los Grizzlies para haber conseguido el pase a las semifinales de la Conferencia Oeste y el que necesitó el escolta reserva Gary Neal para anotar el triple que forzó la prórroga y los Spurs ganasen 110-103.

La victoria permitió a los Spurs seguir con vida en la eliminatoria y viajar a Memphis para disputar el próximo viernes el sexto partido de la serie que dominan por 3-2 al mejor de siete.

Junto a Neal, el escolta argentino Manu Ginóbili, que le dio la asistencia, también había sido decisivo con cuatro puntos que los mantuvo en el partido para luego finalizarlo con 33 y ser el máximo encestador del equipo y del partido.

El base francés Tony Parker también decidió en la prórroga con seis de los 24 puntos que aportó en el partido, además de dar nueve asistencias, mientras que el veterano ala-pívot Tim Duncan lograba un doble-doble de 13 puntos y 12 rebotes.

El ala-pívot Zach Randolph con un doble-doble de 26 puntos y 11 rebotes fue el jugador más completo de los Grizzlies que también tuvieron al pívot español Marc Gasol como el líder en las labores defensivas al capturar 17 balones bajo los aros.