El escenario está listo para un final emocionante

Si hay un jugador que un verdadero seguidor del baloncesto quisiera ver cambiar de equipo antes del día límite de trasferencias, es Nash .
NBAE/Getty Images
Todo el mundo sabe que la segunda mitad de la temporada es la más importante, especialmente los minutos finales, cuando crece el drama. Y quizás lo mismo se puede decir de esta campaña.

Hay puestos en los playoffs que siguen sin tener dueño fijo, premios por ganar y tiempo para que los jugadores se recuperen en la primavera. Y ese año, tienen un bono adicional: Tendremos más drama acerca de Carmelo Anthony. Genial.

De cualquier manera, acá hay 10 historias para tener en cuenta en esta segunda mitad de temporada:

¿La nueva campaña de Griffin?:
¿Por qué debería conformarse con ganar el premio como Novato del Año cuando puede aspirar a un galardón más alto, como, el del MVP? La NBA no ha tenido a un ganador de ambos premios desde que lo consiguiera Wes Unseld en 1969. Pero no habrá manera de que Griffin sea considerado como un serio aspirante al premio MVP si los Clippers quedan eliminados de los playoffs. Ellos han mejorado bastante luego de comenzar con marca de 1-13, con Griffin (promedia 23 puntos y 13 rebotes) y Eric Gordon (24 puntos) jugando a gran nivel, pero necesitarán casi un milagro para mantener esta buena racha en el competitivo Oeste. A lo mejor que podría aspirar Griffin can hope, además de premio de Novato del Año, es a una aparición en el Partido de las Estrellas. Que, para un jugador de los Clippers, es un equivalente al MVP.

Dos pequeños ayudan al Gran Trío de los Heat:
Hasta finales de marzo no sabremos que esperar de los Heat cuando se espera que su nómina esté totalmente saludable. Específicamente: Mike Miller y Udonis Haslem. Miller finalmente salió de una mala racha lanzando el balón causado por una cirugía en el dedo pulgar tras marcar 32 puntos el sábado pasado contra los Raptors. Probablemente yo no sea un jugador tan productivo, pero tampoco es un hombre que no pueda tomar un tiro por haber regresado de una lesión. Si él y Haslem, quien está cerca de recuperarse de una cirugía del pie, puede jugar cerca de 25 minutos por noche, y eso quizás es todo lo que necesiten LeBron James, Dwyane Wade y Chris Bosh.

¿El Melodrama no ha finalizado:
O sí?: Un presentimiento de cómo va a terminar todo esto: Carmelo Anthony seguirá en Denver tras el día límite de transferencias, declinará la opción de firmar una extensión de contrato con los Nuggets y se unirá a los Knicks este verano (o cuando sea que concluya la negociación laboral) como agente libre. ¿Perderá dinero? Probablemente, aunque recuerden, bajo un nuevo acuerdo laboral, las súper estrellas siempre estarán bien pagadas. ¿Será feliz? Sí, y eso es lo que está buscando.

Los Jazz tocan blues:
Ellos eran la historia feliz durante noviembre y mitad de diciembre, un equipo que actuaba con el mismo poder que su entrenador y que estaba entre los mejores del Oeste. Pero todo podría cambiar en Utah a menos que algo suceda el próximo mes. Han perdido cuatro juegos en fila y han caído hasta el séptimo lugar de la conferencia. Te hace preguntar si perder a Carlos Boozer, Kyle Korver y Wesley Matthews al final de la campaña anterior les costó algo. Deron Williams está bravo y mirando de reojo los dos años que le resta de su contrato. ¿Le pasará lo misma situación de Carmelo?

Los Celtics deben despertar tras el descanso del Fin de Semana de las Estrellas:
No estoy seguro de que los Celtics podían haber derrotado a los Lakers en el Séptimo partido de las finales con Kendrick Perkins cojeando. Pero pueden ganar con él en junio. El entrenador Doc Rivers está dando buenos reportes sobre la actuación de Perkins en las prácticas. Debe volver a las canchas en un par de semanas tras la cirugía de su rodilla y eso es justamente lo que el doctor le recetó a los Celtics. No necesitan que juegue de forma fluida apenas regrese, pero que sí lo haga en mayo. Y, claro, en otro Séptimo partido de las finales puede ser definitivo.

Nadie está comprando casas o, aparentemente, a los Pistons en Detroit:
Entonces, ¿cuándo fue que comenzó a efectuarse esta venta?, ¿Es que hay serios problemas y complicaciones en la negociación entre el dueño del equipo, Karen Davidson, y el posible comprador, Mike Illitch? Nadie dice nada, lo cual indica que los Pistons seguirán en el limbo hasta que llegue una nueva directiva. Eso quizás no suceda sino hasta que se realice y firme el nuevo acuerdo laboral.

Carrera por ganar la primera selección del draft:
Los candidatos más serios: los Cavs, los Kings, los Nets, los Timberwolves y los the Raptors. Los Kings no "ganarán" esta competencia; sin embargo se les viene un tramo brutal (11 de sus próximos 12 rivales son equipos entre los cinco primeros lugares de la Conferencia Este y Oeste) y han perdido partidos en los últimos segundos últimamente. No son tan malos. Lo mismo digo de los Wolves, quienes tiene a Kevin Love y Michael Beasley. Así que la cosa se reduce a dos equipos, y mi voto es que los Cavs le ganarán esa carrera a los Nets. Porque los Cavs parecen tener más ganas de vencer.

¿Qué harán los Suns con Steve Nash?:
Si hay un jugador que un verdadero seguidor del baloncesto (aparte de Phoenix) quisiera ver cambiar de equipo antes del día límite de trasferencias, es Nash, no Carmelo. El dos veces ganador del premio MVP nunca ha podido oler un título, cumplirá 37 años en dos semanas y merece una opción para ganar un anillo. Uno debe creer que los Suns cambiarán a Nash (a pesar de lo que dicen) si alguien les ofrece algo decente. ¿Por qué se negarían a mejorar su nómina? Un problema: Nash solamente sería atractivo para un club candidato al título, de los cuales solo Miami y Atlanta podrían necesitar y usar a un guardia armador.

Los Blazers clasificarán de cualquiera modo a los playoff:
LaMarcus Aldridge está terminando un gran mes de enero (promedia 27 puntos y 10 rebotes) y los Blazers quizás hayan logrado la suficiente para compensar las pérdidas de Greg Oden, Brandon Roy y Marcus Camby. Aunque Aldridge está jugando demasiados minutos (es séptimo en la liga con 39,0 minutos por partido), y probablemente necesitará seguir a ese ritmo hasta que Portland asegure su cupo en los playoffs. Si logran superar bien el duro mes de marzo, el séptimo u octavo lugar será de ellos.

Es hora de que Milwaukee enderece el camino:
Los Bucks fueron una de las grandes decepciones de la primera mitad de la temporada, terminando con marca de 16-25 y con un registro perdedor (9-10) en el Bradley Center. Por alguna razón, la química de equipo no ha parecido en un club que logró 46 triunfos la temporada pasada y que casi eliminan a los Hawks en la primera ronda de la postemporada. Brandon Jennings necesita mantenerse saludable. Pero los Bucks también pueden necesitan que John Salmons acierte algo más que el 38 per ciento de sus tiros, que Drew Gooden sume más de 11 puntos y seis rebotes por encuentro y sumar a alguien que sea más certero en un equipo que es último en promedio de anotación en la liga (91,0 puntos por partido). Afortunadamente, 26 de sus últimos 40 encuentros son contra equipos que tiene registro perdedor.